Nils Holgersson: posiblemente el cuento más bello del mundo


Nils Holgerson

Un niño de catorce años se pasa el dí­a comiendo, durmiendo y haciendo travesuras, especialmente maltratando a los animales de la granja de su familia. Un dí­a, mientras está solo en casa, en el sur de Suecia, un duende convierte al muchacho, Nils Holgersson, en un niño de apenas un palmo de altura y, a su vez, le da poderes para hablar con los animales. A lomos de un ganso blanco doméstico que se une a una bandada de gansos salvajes migratorios, Nils recorrerá todos los rincones de Suecia.

Ese es el argumento de uno de los cuentos más bellos del mundo, El Maravilloso Viaje de Nils Holgersson (The Wonderful Adventures of Nils). Si tiene tiempo y no sabe en qué ocuparlo, no lo dude, el dí­a que pase por delante de una librerí­a (de viejo o de libros nuevos) entre, pregunte si lo tienen (hay muchas ediciones) y lléveselo bajo el brazo para degustarlo como si fuera un niño de ocho añitos, cuando su papá o su abuelito le arrullaba contándole cuentos. No es sólo un cuento fantástico y lleno de imaginación y valores, es también un genial libro de viajes y geografí­a.

El cuento en cuestión tiene su caché. No en vano, fue escrito en 1906 por la escritora sueca Selma Lagerlí¶f, la primera mujer de la historia en recibir el Premio Nobel de Literatura. El premio le fue concedido en 1909. El cuento fue un encargo que la Asociación Nacional Sueca de Maestros le hizo a la autoracon la finalidad de enseñar geografí­a sueca a los niños de primaria. El cuento de Nils Holgersson ha tenido grandes admiradores entusiastas, como el japonés Kenzaburo Oé, que cuando viajó a Suecia para recibir el Nobel declaró que todos los paisajes le resultaban familiares gracias a las descripciones tan exactas de Lagerlí¶f; otro de los grandes entusiastas fue el filósofo Karl Popper, quien aseguraba releer al menos una vez al año el cuento para volver a sentirse como un niño.

A principios de los ochenta, una co-producción germano-nipona hizo una adaptación para televisión del cuento de Nils Holgersson en dibujos animados. ¿Lo recuerdas?

Los comentarios están cerrados.